Wednesday, December 12, 2007

El lince que aún no ruge

Bueno, primero de todo agradecer la excelente acogida que hasta ahora han ido teniendo los artículos. A ver si en próximas ocasiones salen comentarios de los veteranos del sitio para qué veais cuál era vuestra opinión de un tiempo para atrás. Para los nuevos, animaros a comentar ya que, como véis, aquí quizás lo recuperaremos en un futuro.

Hechos los análisis de Hawks y Celtics es turno del equipo más yogurín de la liga. Pueden estar tranquilos porqué hasta ahora han ido cumpliendo etapas. Solo equipos como los Bucks tienen la suerte de ser campeones a los tres años de vida, pero si eliges a Okafor en vez de a Jabbar hay que conformarse en ir poco a poco...

Plantilla actual: Un equipo que ha actuado con cabeza hasta el momento y, en la medida que podían, han ido manteniendo la estructura que les quedó el primer año de vida tras elegir en dos Drafts, el normal y el de expansión. Así pues, hombres tan importantes como Emeka Okafor, Gerald Wallace, Primoz Brezec o Matt Carroll aún siguen en la plantilla, con un rol muy bien definido y la franquícia contenta con ellos.

A esta columna vertebral que viste de naranja por cuarta temporada hay que sumar las elecciones sucesivas en el Draft, aunque con algunos no se pueda contar por lesión. Así pues, hombres como Felton, May, Morrison o Dudley también forman parte del equipo, sumándose a los ya nombrados y a piezas clave tales como Jason Richardson, Walter Herrman, Derek Anderson, Ryan Hollins o Jeff McInnis.

De los últimos movimientos destaca especialmente la decisión de fichar a Richardson, aunque ello conllevara renunciar a una elección de casa (Brandan Wright de North Carolina) a cambio. Michael Jordan se ha sumado al conocido Bob L.Johnson en cuanto a la propiedad del equipo, y ha mostrado más ambición que la que parecián tener el conocido dueño afroamericano y el GM y entrenador Bernie Bickerstaff.

Desde junio de 2007 da la sensación que este equipo tiene prisa para llegar arriba. Muestra de ello es el controvertido fichaje de Richardson y la monetariamente excesiva renovación de Wallace. No porqué Gerald no lo merezca, sino porqué da la sensación que nadie ha pensado que pronto Felton, Okafor o Morrison llamarán a la puerta del despacho a pedir también renovaciones millonarias.

Sam Vincent es el nuevo encargado de dirigir el heredero de los Hornets. No hay que exigirles nada con las bajas que tienen pero, de hecho, tampoco habría que exigirles mucho más sin bajas. Espero que solo sea sensación mía, pero desde que llegó Jordan parece que a estos Bobcats les ha entrado prisa cuando, siguiendo con mi opinión personal, yo me decantaría por seguir abajo un par de años y reunir más talento vía Draft.

Cuerpo técnico: Si lo que se quería era dar a entender que cambiaba la filosofía, nada mejor que cambiar de técnico. Y es que lo que sí es verdad es que Bernie Bickerstaff daba la sensación de provisional, de sentarle en el banquillo a la espera de sustituirle cuando el equipo fuese suficientemente competitivo.

Y eso es lo que han hecho, aunque en mi opinión aún no era el momento. Jason Richardson no tiene sangre ni estatus suficiente para ser un primera espada de un proyecto que aspire a algo. Emeka Okafor es tan líder como pueda serlo Battier. Todo un líder y ejemplo en el vestuario, pero no un jugador franquícia al uso. Tampoco Felton, ni Wallace, ni Morrison sano. En el mejor de los casos podríamos hablar de un equipo de segundas espadas.
Bueno, esto es lo que hay y Bob y Jordan sabrán lo que han hecho. A Bicky le han dado una bonita butaca y un despacho como vicepresidente ejecutivo, y Rod Higgins se ha hecho con las riendas. Con experiencia como asistente del todopoderoso en Washington y New Jersey, le toca demostrar ahora su capacidad de dirección estando al mando. O, al menos, demostrar todo lo que la alargada sombra de Jordan le deje...

La otra novedad es Sam Vincent, de quién ya hemos hablado. Técnico novato en la NBA tras un paso por ligas menores, mi total desconocimiento del juego Bobcat a día de hoy hacen que no pueda juzgarlo con justicia y más allá de tópicos. Ambos tienen el beneficio de la duda, aunque en los dos casos hay quién les ve como meros peones de Air.

Imagen: La línea que marca el uniforme azul me gusta, muy elegante, aunque quizás demasiado tufillo a copia barata de los Knicks. De todos modos, mucho mejor sin lugar a dudas que la naranja y la blanca, aunque no están nada mal. Sobran los cuadraditos coloreados de los laterales y el subrayado en el nombre del equipo, por poner los ejemplos más claros y sin meternos en los números...

Aún así, visto el mal gusto demostrado por los canadienses en su etapa de expansión la cosa no está mal. La combinación naranja-azul es de las mejores posibilidades que existen, y no deben renunciar a ellos para nada. De cara a próximos lavados de imagen arreglaría el problemilla de los laterales, abrillantaría un poco menos el naranja y lo oscurecería y me dejaría de excesivas complicaciones en la fuente que utilicen.

Tengo confianza que el próximo uniforme de los Bobcats será de los mejores de la liga. De momento han demostrado cabeza y buen gusto en la introducción de los nuevos logos secundarios. Aunque muy al estilo Grizzlie y Wolf, el lince mirando adelante le da mil vueltas al logotipo excesivamente plano y bidimensional que presume de ser el oficial de la franquícia.

Apuesto a que este lavado de imagen llegará, como muy tarde, de cara a la campaña 2009-2010. Hará cinco años de la introducción de su uniforme, que es el tiempo mínimo que estima la liga para cambiar, y habiéndose huído rumores al respecto todo el verano no les veo esperando más allá de eso. Y ojo a lo que puede salir de allí porqué, como digo, en cuanto a colores y logos no han demostrado tener mal gusto...

Potencial futuro: Antes he hablado de la millonaria renovación de Wallace y aquí hay que matizar. No es millonaria siempre que Morrison y May no den el pego y no puedan pedir mucho en su verano de contrato. El problema es que la lista de espera para renovar es larga, y quizás no se pueda tener contento a todo el mundo. En este hipotético caso más lastre que Wallace sería Richardson, que es el que cobra como jugador franquícia sin que yo le vea para tal responsabilidad.

De todos modos, la gestión bien hecha les convertirá el verano que viene en un equipo con margen de sobra para renovar e incluso fichar algo decente. Tiene que atar a Okafor sea como sea, sino darían un paso atrás muy importante en su ascenso hacia el Play-Off. Junto a Emeka solo quedan, por contrato, Felton, Wallace, Richardson, Morrison, May, Davidson y Dudley. O sea, los buenos más los rookies.
Si Herrman sigue en modo mediocre quizás se le pueda renovar a un precio razonable, aunque por mi parte no pondría reparos en partir caminos con el argentino. Al que renovaría seguro es a Ryan Hollins, que no lo hace mal y siempre viene bien tener un pívot, y con un sueldo mínimo mantendría también a McInnis y Derek Anderson. Brezec y Carroll creo que cobrarían más de lo que dan de sí, así que será el momento de dejarles marcharse después de cuatro años.

¿Potencial de futuro? Los nombres que quedan, sin lesiones, hablan por sí solos. Añades un base decente, un pívot currante y no mucho más y eres, en 2009-10 como muy tarde, equipo de Play-Off seguro. Si no abundan los movimientos raros típicos de Jordan y se vuelve a la senda del construír poco a poco está claro. Si te la juegas lo típico, puede darte un campeonato o puede echarte a perder seis años de trabajo.

Lo que yo haría: Aunque no se sabe que dará de sí Brandan Wright yo no hubiera hecho el traspaso. La jerarquía de jugador franquícia y complementos me parece válida si el jugador franquícia destaca por ecima del resto. Si no es así prefiero mucho antes el modelo democrático del posible quinteto Okafor, May, Wallace, Morrison y Felton, por poner el esquema más sencillo que se me ha ocurrido.

Pero ya no vale pasar página así que, con lo que hay, tengo que opinar un poco. Bueno, creo que se me nota bastante la opinión en lo dicho en la sección anterior... Nada, simplemente me dedicaría a buscar un alapívot que pueda defender también hombres grandes y que pelee cada rebote desde el banquillo. Además de eso un base puro a lo Brevin Knight y, la verdad, no mucho más de lo que diera de sí el próximo Draft.

Lo que se comentó en su día: Por mi parte se decía que tenía cierta simpatía al equipo de Charlotte, aún sabiendo que solo llevaban dos años en la liga. Apostaba por Morrison como rookie del año, sin descartar a Roy o Gay, y dudaba entre si el equipo lograría las treinta victorias o iría a perder a lo Memphis para hacerse con Durant o Oden. Finalmente, "arriesgaba" al afirmar que creía que quedarían por encima de los Hawks o de los Knicks.

Solo dos clásicos comentarían aquel día. Primero vendría Pierce diciendo que en dos años les veía en Play-Offs, algo que a día de hoy muchos creen. Tras esto vendría un pequeño patinazo y una gran notícia. Empecemos con lo malo, y es que al amigo Pierce no se le ocurrió otraque apostar por sus Celtics en Play-Offs. Este comentario pasaría desapercibido, pues no tardaría demasiado en anunciar la creación de su histórico blog.

Por su parte el añorado Rafita afirmaba su afiliación a los gatos de Bob desde la creación de la franquícia. Hasta el momento le gustaban todas las elecciones de Draft que habían hecho y, como también lo había hecho Pierce, también hablaba de un horizonte de dos años para verlos dar guerra en la postemporada.

http://taylorwolves.blogspot.com/2006/07/el-ao-del-lince-naranja.html

Conclusión: Van por el buen camino, aunque no sé yo si el fichaje de Richardson acelerará el proceso o le restará fuerza en la recta final. Por lo visto hasta el momento, parece que aún no es el año. Lo perdonamos por las lesiones y por haber perdido una pieza importante como Brevin Knight, pero el año que viene empiezan las exigencias de verdad.

Mientras en otras divisiones el horizonte de edad parece indicar una caída, este sin duda no es el caso de la Southeast. Dwight Howard, Dwyane Wade, los Hawks, Arenas... El futuro se perfila duro para todos ellos, y en este contexto complicado los Bobcats deberán ir con cuidado si quieren algún día estar con balance positivo. Está en sus manos, pero sin prisas.

10 comments:

tereskovo said...

Simplemente felicitarte, porque estás haciendo una serie de artículos enorme.


y lo que estoy aprendiendo : )

un saludo!

Wilt said...

El problema es que los linces están en extinción.

Solo añadir una cosa a tereskovo: que nadie se merece que hagas artículos tan impresionantes, en serio, no tengo palabras. Me alegra un motón leer comentarios como el anterior. Hacen a no sentirse satisfecho.

J. Mercadal said...

A mi los jugadores de los Bobcats me gustan mucho. Okafor, Wallace y Felton me parecen my válidos. Coincido en parte contigo en lo de Jason Richardson, no me termina de convence como jugador franquicia, pero creo que con el cartel que tiene les salió bien a Charlotte. Ellos necesitaban un nombre medianamente importante en la liga para seguir enganchando y soltaron una elección de draft.

Yo a principio de temporada los veía en playoff si las lesiones les respetaban. De momento están algo abajo de mis espectativas, pero creo que pueden ir a más.

flash said...

De nuevo magistral el articulo.

Y bueno los Botcats van por buen camino, con otros dos años con buenas elecciones en el draft y un par de movimientos vamos a ver a un equipo de postemporada bastante apañadete.
En cuanto a la imangen estoy contigo en lo de las franjas laterales.

true wolf said...

Bienvenido Tereskovo, y muchas gracias Wilt por tus halagos! La verdad es que me distrae hacer artículos, y cuanto más largo y currado mejor. Además, no son más de cuatro página a Word, los he hecho más largos y que llevan más tiempo. En estos tampoco invierto tanto :D

avenida said...

Bueno, en este ya discrepo un poco mas contigo (eso si, está igual de bien que los demás, jeje). A mi el traspaso de Richardson no me parece desacertado, y es que otra elección de draft sería otro tío al que renovar dentro de dos años, y esto podrían ser los Hawks en versión 2.0 (Joe Johnson tiene un perfil parecido a Richardson, ¿no crees?).
Y lo de que May pedirá bastante dinero...a ver si puede seguir en la NBA, porque con tanta lesión, no creo que se le ofrezca mucho. Y Morrison tras lo de este año pues también se devaluará un poco (además de su decepción de año rookie)

Juanejo said...

JRich es un caso para estudiar. antes de Nellie, era un tio que estaba al borde del all star, y entre lesiones y que nellie no contaba mucho con el, salio del equipo por un wright que vamos a ver lo que juega en GS. A mi me gusta mucho JRich, pero no parece que llegar a uno de los peores equipos le haya gustado y no esta muy integrado. Aun asi, las lesions les siguen cortando, May, Morrison...

D-BoT said...

Estas haciendo un gran trabajo tio, sigue asi. Este tipo de artículos de análisis me encanta. Sobre los Bobcats, no les veo mucho futuro. Tendran que esperar a hacerse con algo bien bueno via draft y que sumen todas sus piezas. Los Hawks me dan mayor esperanza

alaac said...

Charlotte debería pensar en quedarse con 3 rookies (Okafor, Felton y Morrison)y crear un equipo a su alrededor (incluye tradear a Richardson por dos trabajadores), o bien seguir buscando en el draft un año más.
Pienso que Jordan no tendrá mucha paciencia además exigirá que sus jugadores se comprometan y se esfuercen al máximo tal y como lo exigió a sus compañeros de los Bulls.
A la camiseta le sobra el brillo, sus colores naranja y azul son ya suficientemente impactantes.

alaac said...
This comment has been removed by the author.