Tuesday, November 20, 2007

Criterio del Red Auerbach Trophy

Siempre puede discutirse si un campeón merece serlo o no, si el MVP es legítimo o si el Rookie del Año de verdad merecía el premio. Prueba de ello son los Spurs del 2007, el Nash del 2006 o el Lebron del 2004 pero, lejos de querer atiar más la polémica en estos casos, solo lo citaré a modo de introducción...

Pero aquí viene una cuestión que año tras año ronda mi cabeza: ¿con qué criterio se entrega el premio al entrenador del año? Dado que empecé en la liga en la temporada 96-97, y que el que ganó Phil Jackson el año anterior debería quedar fuera de discusión, vayamos a ver y analizar con detenimiento los premiados a partir de esta fecha:

1996-97: Pat Riley (Miami Heat): Tim Hardaway y Alonzo Mourning eran los líderes de aquellos Heat que recogerían el testigo de los Magic y caerían en la final del este a manos, como no, de Michael Jordan y sus Chicago Bulls. Digamos que Riley es el prototipo de eterno candidato al premio, pero teniendo en cuenta que ya lo había ganado en los años 90 y 93 quizás fuera exagerado volver a premiarle por tercera vez...

Otros candidatos: Phil Jackson y el 69-13 de los Bulls se hubieran llevado el premio si premiar al técnico del mejor equipo fuera el objetivo. Como no es así podría haberse hablado de un candidato como Jerry Sloan, cuyos Jazz acabaron con un récord de 64-18. Los Heat fueron el tercer mejor equipo de la liga, con lo cual no sería injusto el premio para Riley.

1997-98: Larry Bird (Indiana Pacers): El premio fue para una leyenda de los ochenta que dejó una muy buena impresión en su año de debut en los banquillos. Era la primera de tres campañas al frente del equipo de Indianapolis, donde rozó un gran éxito al forzar un séptimo partido ante los Bulls de Jordan, metiendo el miedo en el cuerpo a toda la liga que gritaba con fuerza "Repeat Three-Peat".

Otros candidatos: Podría decirse que también se fue bastante justo en este caso. Del Harris ya lo había ganado, con lo cuál Sloan y George Karl, ninguno de los dos nunca ha sido premiado, son los únicos otros candidatos que podían quejarse. Aunque claro, tampoco hace falta este premio por ser una leyenda en los banquillos porqué, como iremos viendo, el criterio nunca ha estado nada claro...

1998-99: Mike Dunleavy (Portland Trail Blazers): Cuando todo el mundo apuntaba a Jazz, Lakers o Heat los aún no llamados Jail Blazers emergieron de la nada, logaron el tercer mejor récord del campeonato de los cincuenta partidos y se metieron en la final del oeste. Fue una sorpresa para un equipo que, tan solo un año después, ya jugaría con toda la presión de saberse aspirantes a todo.

Otros candidatos: El 37-13 que firmaron tanto Sloan como Popovich era suficiente como para considerarles máximos candidatos. Al bueno de Jerry se lo debían, aunque quizás mucha gente esperara que los Jazz dominasen la temporada regular tras caer dos años ante los Bulls. Otro premio que puede considerarse justo, aunque Sloan volvía a quedarse a las puertas por tercera ocasión consecutiva...

1999-00: Doc Rivers (Orlando Magic): Todo indicio de criterio previo a esto se fue a la basura. Primer premio (ya que este año puede caerle el segundo) al entrenador del año para Rivers aún no haber llevado a su equipo a los Play-Offs. De acuerdo que no era un gran equipo, pero alguien que no llega a la postemporada no puede ser considerado mejor que los otros dieciséis que sí han cumplido.

Otros candidatos: Phil Jackson solo tiene uno en toda su carrera, cuando por lo bajo merecería nueve y su nombre al lado del de Red en el nombre del trofeo. 67-15 creo que es argumento suficiente como para que el maestro Zen ganara el segundo Red Auerbach Trophy de su carrera. Y si no se lo quieres dar a él hay otros quince que hicieron más méritos que Doc...

2000-01: Larry Brown (Philadelphia 76ers): En uno de los estes más mediocres que se recuerdan (aunque peor fue, en mi opinión, en años venideros) Larry Brown llevó a los 76ers a lo más alto después de, eso sí, sudar sangre en duras eliminatorias ante Raptors y Bucks. Vistos otros récords era una elección justificadísima, y que va claramente de la mano del que fue MVP de la misma temporada: Allen Iverson.

Otros candidatos: Popovich aún no lo había ganado, Phil Jackson seguía esperando la recompensa de sus injustas exclusiones a principios de los noventa, 1997 y el año anterior y Rick Adelman, que debería haberlo escrito con mayúsculas, esperaba que alguien recompensara y agradeciera su apuesta ultra-ofensiva con aquellos maravillosos Kings.

2001-02: Rick Carlisle (Detroit Pistons): Un blanco bien vestido y con aspecto de senador siempre es el candidato ideal para llevarse el premio. Hay que reconocerle que sacó jugo de un equipo por el que nadie apostaba, pero cincuenta victorias no son tantas y, como veremos, en el oeste había quién lo merecía mucho más...

Otros candidatos: ¡Ya no había excusas! Aparte de un anillo la liga le debe un premio al mejor entrenador del año a Rick Adelman, que llevó a los Kings a ganar sesenta partidos y ser el mejor equipo de la liga (aún perder en la final de conferencia por culpa de un agónico triple de Robert Horry). Y si no se lo quieres dar candidatos a manta, elige el tuyo: Jackson, Popovich o Nelson.

2002-03: Greg Popovich (San Antonio Spurs): El generalísimo completó un triángulo técnico de ensueño. Mirad este nombre y los dos que están encima de él y seguramente solo echéis en falta los apellidos Van Gundy e Ivanovic para completar vuestra lista de odiados técnicos baloncestísticos. Este caso está justificadísimo, pues los Spurs se llevaron el título y fueron, junto a los Mavericks, el mejor equipo del campeonato.

Otros candidatos: Un Don Nelson que ya sabía lo que era ganar el premio era un candidato sólido y claro. El otro era, otra vez, Rick Adelman, que seguía sin ver premiado su afán por ofrecer buen baloncesto y llenar noche tras noche el ruidoso Arco Arena de la capital de California.

2003-04: Hubie Brown (Memphis Grizzlies): ¿Qué es eso David? ¿Una estrategia para lanzar un mercado tan mediocre como Memphis? ¿Un Óscar honorífico a un ex-entrenador con rotaciones inentendibles? Tuvo su mérito llevar a Memphis al Play-Off, sí, pero no el suficiente como para dar un otro premio que entaría en la categoría de injustificables.

Otros candidatos: Como Carlisle, Brown y Popovich lo habían ganado hacía poco y, por lo visto, la liga no quería dárselo a Jackson o Adelman el candidato estaba cantado: Flip Saunders. Los Timberwolves eran un clásico en los Play-Offs y habían sido el segundo mejor equipo del campeonato. Visto lo visto, si se quería seguir dando cierto prestigio al premio Cortefiel Saunders era el hombre indicado.

2004-05: Mike D'Antoni (Phoenix Suns): ¡Por fin nos entendemos! Cuando los Kings se acercaban a su depresión baloncestística los Suns renacerían de la nada con un juego más alegre y arriesgado, en que la técnica no se depuraba tanto en el poste si no que se construía desde el puesto de base. Fueron el equipo del año, una revolución en toda regla; premio más que justificado.

Otros candidatos: No me atrevería a discutirle el galardón al Phil Jackson del 96 y no haré lo propio con el que ganó D'Antoni en el 2005. Criterio Rivers en mano podríamos considerar a muchos, pero solo hablaríamos en serio nombrando a Riley, Popovich, McMillan... Sí, McMillan, y es que si los Suns no hubieran emergido de la nada el técnico que llevó a los Sonics hasta las semifinales quizás hubiera podido ser merecedor del galardón.

2005-06: Avery Johnson (Dallas Mavericks): Imprimió con su propio estilo un equipo que llevaba años estando arriba de la conferencia oeste y, de su mano, logró meterlo en la final de la NBA por primera vez. Aún así, si se hubiera premiado el mejor equipo le habría tocado esperar un año más a recoger su indiscutiblemente merecido trofeo Red Auerbach.

Otros candidatos: Nadie daba un duro por los Pistons post-Brown y Saunders se encargó de demostrarle al mundo que se equivocaba con él. Esto fue en abril, puesto que en mayo el mundo se dio cuenta que, en realidad, era él quién tenía la razón. De todos modos, puestos a criticar, podríamos decir lo mismo con el crédito que perdió Avery Johnson ante Heat o Warriors; cosas que pasan.

2006-07: Sam Mitchell (Toronto Raptors): Como el de Rivers y el de Hubie Brown, escándalo con mayúsculas. No hay que olvidar que yo acabé decantándome a su favor, pero lo hice tras ver que los sectores críticos con él apoyaban la candidatura de Jeff Van Gundy. Hablaremos de ello en la sección de abajo pero está claro que, aunque fue meritorio su título de división con Toronto, había candidatos mucho más sólidos que Mitchell.

Otros candidatos: Visto el inicio y ritmo que impusieron sus Jazz yo me hubiera decantado por el eterno olvidado: Jerry Sloan. Si el criterio fuera lógico Saunders habría ganado en 2006 y Avery en 2007, pero como cada año se aplica uno diferente pues pasa lo que pasa, y terminas con Mitchell siendo el mejor técnico del año...

Por tanto ya véis, creo que algunos de los nombres que aparecen hablan por sí solos. Por mi parte terminaré mi análisis ofreciendo el listado de Taylorwolves Coaches of the Year durante estos años tan largamente expuestos y analizados. Disfrutadlo y generad debate jugones ;)

1997: Phil Jackson (Chicago Bulls)
1998: Jerry Sloan (Utah Jazz)
1999: Greg Popovich (San Antonio Spurs)
2000: Phil Jackson (Los Angeles Lakers)
2001: Larry Brown (Philadelphia 76ers)
2002: Rick Adelman (Sacramento Kings)
2003: Greg Popovich (San Antonio Spurs)
2004: Rick Carlisle (Indiana Pacers)
2005: Mike D'Antoni (Phoenix Suns)
2006: Flip Saunders (Detroit Pistons)
2007: Avery Johnson (Dallas Mavericks)

3 comments:

sixers29 said...

está claro, tienes toda la razón, ya no me acordaba de lo de Hubbie Brown. Jerry Sloan y Phil jackson son los grandes olvidados de este premio.

¿Ganará Mo Cheeks este premio?,jeje, cuidado que todo puede pasar.

Me gustaría que este año lo ganase Adelman o Karl pero por ahora se lo daría al de los Magic o al de los Hornets.

samkas said...

Espero q no lo gane Sixers xD jajaja weno o sí, eso diria que los sixers van mejor no??

Se lo daran este año al ""Bueno"" De Rivers?? xDD

Juanejo said...

otra gran diseccion, megacrack! a mi me da que lo del entrenador del año se lo dan al equipo mas mejorado del año. Lo del año pasado para Mitchell fue una broma, y luego en playoffs quedo patente. Para mi deberia de ser para un entrenador que maximice los recursos aqeu tiene. el año pasado para mi los candidatos debieron de ser sloan, avery johnson, popovich y tio phil, pero mitchell? que broma es esta.